Naranja

LAS NARANJAS, yo tengo la suerte de vivir en una zona de huerta (L’horta  nord) y rodeada de estos árboles frutales; y es más os confieso que alguna tarde que he salido a caminar puedo merendar alguna de estas frutas directamente del árbol, todo un lujo!!  y gracias a esta cercanía el otro día pude hacer fotos como estas que veis mas abajo para compartirlas con todos vosotros.

naranjas

Durante casi todo el año hay diferentes variedades de Naranjas y Mandarinas, así la temporada comienza en Octubre con variedades tempranas como la Navelina y la Clementina. La temporada finaliza a finales de Mayo, pero todo depende de las variedades que cada agricultor cultiva.En esta zona tenemos la suerte de disponer de muchos de estas variedades. Como veis en estas fotos los árboles están a pleno rendimiento aunque muchos de ellos por la temperaturas que tenemos ya por Valencia están empezando a florecer (increíble cuando el olor a azahar inunda el aire, aunque por desgracias es una floración rápida y que no perdura mucho); pero en este mes de marzo nos ofrece una bonita estampa que yo capté en esta foto, todas las etapas de este fruto.

Naranjos en flor

 

Esta fruta  de origen asiático y es uno de los frutos al que más propiedades le han reconocido las diferentes culturas y civilizaciones a lo largo de la historia no sólo desde el punto de vista nutricional sino también desde el de la prevención y tratamiento de numerosas patologías. Una ventaja con respecto a otras frutas es que tienen un tamaño adecuado para el consumo individual y su cáscara evita que la fruta se estropee por lo que se puede llevar encima e ingerir en cualquier momento del día y su versatilidad a la hora de consumirlas es muy grande ya que nos permite hacer ricos zumos naturales (os recomiendo los de mandarina o la mezcla de mandarina y naranja, están riquísimos) ,usar sus gajos y su jugo en recetas como la que podéis encontrar en mi blog de las chuletas a la naranja, hacer salsas para carnes y ensaladas con el jugo de este cítrico. Otra idea es hacer paquetes con la ralladura de la naranja congelarlos (sin llegar a lo blanco) para tener siempre disponible para añadirla a nuestros pasteles y bizcochos, le dará un toque y aroma únicos.

Además de ser fuente de Vitamina C quizá por lo que más se las conozca tienen muchas otras propiedades, y gracias a numerosos estudios hoy en día  la podemos considerar una fruta cardioprotectora, estimulante del sistema inmune, anticancerígena, diurética…

Detallando un poco sus multiples beneficios , tenemos que en 100 gramos de porción comestible de naranja encontramos los siguientes nutrientes:

Hidratos de carbono, básicamente fructosa, un azúcar fácilmente asimilable por el organismo, esto lo hace una buena opción de pieza de fruta para  los diabéticos, pues hay estudios que afirman que  mejora la tolerancia a la glucosa y evita las subidas bruscas de azúcar.

Fibra. Contienen poco más de 2 gramos, buena parte de la cual se encuentra en forma de pectina, fibra soluble que se localiza sobre todo en la parte blanca y seca que hay entre la pulpa y la cáscara. Su consumo favorece pues el tránsito intestinal y a su vez tiene un efecto saciante cuando la consumimos entera, es decir que no siempre debe ser en zumo.

Minerales. Las naranjas contienen calcio,  fósforo y magnesio ; si bien lo que destaca es su alto contenido en potasio, este mineral que interviene en la transmisión y generación del impulso nervioso es necesario para la actividad muscular normal. Tenemos pues en la naranja una excelente aliada para quienes tienen retención de líquidos e hipertensión arterial, y para quienes padecen hiperuricemia y litiasis renal ya que favorecen la eliminación de ácido úrico.

Vitaminas. Las naranjas contienen también una cantidad apreciable de betacaroteno -provitamina A- que es la responsable de su color. Esta sustancia es esencial para la visión y el buen estado de la piel, las mucosas y los huesos así como para el adecuado funcionamiento del sistema inmune. En la naranja se encuentran también vitaminas del grupo B, concretamente B1, B2 y B9 (ácido fólico). De hecho, por su abundancia en ácido fólico –del que contiene casi 40 microgramos en 100 gramos de fruta- el consumo de naranjas está especialmente recomendado en las mujeres embarazadas

En todo caso el aporte nutricional más importante de la naranja es su contenido en vitamina C (unos 50 miligramos en 100 gramos de fruta, teniendo en cuenta que la cantidad diaria recomendada de esta fruta estaría en unos 90-100grs diarios), vitamina fundamental que interviene en la formación del colágeno, los huesos, los dientes y los glóbulos rojos, participa en el metabolismo de minerales tan importantes como el hierro y el calcio, evita que el llamado “colesterol malo” se deposite en las paredes de los vasos sanguíneos previniendo la arteriosclerosis, evita el efecto de los radicales libres causantes del envejecimiento de los tejidos y estimula el sistema inmune. Su consumo es por tanto muy recomendable para mantener la salud cardiovascular. Es más, hay indicios de que la vitamina C posee acción antitumoral y previene el cáncer, especialmente el de colon.

(podéis encontrar un información más amplia sobre efectos y contraindicaciones en la URL:http://www.ecoagricultor.com/)

naranjos

Os añado una tabla que me resulta orientadora para saber las cdr (cantidades diarias recomendadas) en este caso de Vit C (daros cuenta que si se fuma los requerimientos aumentan.

Edad Hombres Mujeres
1-3 Años 15 15
4-8 Años 25 25
9-13 Años 45 45
14-18 Años 75 65
+ 18 Años 90 75
Fumadores + 18 Años 125 110
Embarazadas 80-85
Lactancia 115-120

Fuente: Food and Nutrition Board of the US Institute of Medicine

Os animo a consumir naranjas españolas, y a aprovechar esta rica fruta que nos da la tierra donde vivimos, como no imaginando nuevos platos y saboreando la vida, un saludo!!

GD Star Rating
loading...
Nidos de pasta con sabor de mar y monte
Share Button

El otro día compré un tipo de pasta de la que llaman en forma de nidos, como veis la cogí vegetal (dicen que la pasta verde está hecha con verduras de hoja verde y aunque me resulta difícil de imaginar como lo hacen me gusta su sabor). Y pensé elaborarla de una forma diferente y más teniendo en cuenta que hemos empezado en casa a cuidar un poco la línea.

En el paquete que compré (el de mercadona) pone que la ración para una persona son tres nidos de pasta por ración, yo os digo que a mi me resultó mucha cantidad, así que la próxima vez sólo hará dos por ración. Como veréis es una sencilla y rapidísima receta que prácticamente puedes hacer mientras pones la mesa. Desde hace algún tiempo me recomendaron que la cocción de la pasta fuera más bien al dente (yo era a la que se le pasaba un pelin normalmente) y esta precaución tiene varios motivos: el primero está relacionado con la saciedad y es que tardamos más tiempo en masticarla y por tanto nos evita comer más rápido y comer de más. Además la pasta cuanta mas cocción sufre degrada más sus hidratos de carbono que pasan a ser de rápida absorción y tienen un mayor índice glucémico con independencia del acompañamiento de la misma. Más adelante podéis consultar en la sección de alimentos más información sobre la pasta, porque puede ser una gran aliada en nuestra cocina, incluso aunque estemos a régimen.

Yo para elaborar esta receta usé:

  • Pasta seca tipo»Nidos»
  • Agua
  • Sal
  • 3 ajos tiernos
  • 100grs de setas de cardo (aunque se podrían usar otro tipo de setas si se prefieren)
  • Una lata de mejillones (a mi me gustan en escabeche pero podría ser natural)
  • Aceite de oliva picante (lo aromatizo yo con un par de ajos y alguna guindilla seca; me pongo como pendiente mostraros más opciones sobre esto y deciros como lo hago)
  • Perejil fresco

Mientras se cuece los nidos de pasta (lo mejor el tiempo indicado en cada envase) en abundante agua hirviendo con un puñado de sal, picaremos los ajos tiernos tan finitos como nos sea posible y se comienzan a sofreír en una cucharada sopera de aceite de oliva, vigilando que no se quemen (el ajo se pasa enseguida) añadimos las setas de cardo cortadas en varias porciones (yo esta las corto con la mano pues la propia seta lo permite si lo haces siguiendo de forma vertical su carne) y se sofríen con ajos a fuego medio, removiendo a menudo, una vez comprobemos las setas están hechas, y con el fuego apagado incorporamos la lata de mejillones bien escurridos y removemos con cuidado para incorporar sabores pero sin  sin desmenuzarlos. Escurrimos nuestra pasta al dente y servimos este sofrito «de mar y monte» por encima, espolvoreando con un poco de perejil fresco picado y rociando con unos hilos de nuestro aceite aromático. ¡¡Buon Appetito!!

nidos

nidos con sabor de mar y monte

GD Star Rating
loading...
Revuelto picantón de rejo con patatas
Share Button

Esta es una receta sencilla, rápida y para elaborarla necesitaremos entre otros ingredientes rejo, que para quienes aún no lo conozcan es la variante económica del pulpo (que no es más que el famoso calamar gigante del Pacífico, pota o potón) y  de aspecto ya cortado muy similar al pulpo. Y salvando las distancias con éste último, en esta época de crisis el rejo puede ser una solución barata para no renunciar en el día a día de un marisco similar, salvando las distancias eso sí, con recetas tan exquisitas como pulpo a feira o como el sabroso y meloso arroz con pulpo (del que mi madre es maestra y pronto compartiré la receta con vosotros/as) .

Como os indico el rejo es  menos sabroso, pero también os digo que bien aderezado y acompañado resulta un plato muy socorrido e incluso hasta vistoso. También os digo que resulta muy tierno, al menos esta marca que suelo comprar (ya que ya está cocido), aunque sé que en algunos sitios lo venden fresco. Mi idea es sacarlo alguna vez como tapa para un aperitivo caliente o bien como plato único acompañándolo por una ensalada de lechuga fresca.

Rejo con patatas

Rejo con patatasLos ingredientes para 4 raciones  serán los siguientes:

  • Rejo congelado  (la bolsa trae 500 gr.)
  • Una cebolla grande
  • Una cucharadita de pimentón de la vera
  • Un par de cayenas
  • 4 patatas medianas o 3 grandes
  • Un par de cucharadas soperas aceite de oliva virgen extra
  • Sal

Elaboración

Pelamos y reservamos las patatas, cortándolas como para tortilla y reservamos. Picamos finamente la cebolla y rehogamos en una sartén  junto con un par de pimientas cayenas enteras y cuando observemos que adquiere cierto aspecto transparente, sacamos con cuidado ambas pimientas (ese rato basta para darle un toque picante a nuestro aceite) y añadimos las patatas reservadas, bajando el fuego al mínimo y removiendo cada poco tiempo para evitar que se peguen.

rejo picantón con patatas  (2)

Cuando lleven unos 10 minutos (en este momento la patatas están medio cocidas ya) añadimos las rodajas de rejo removiendo e incorporándolas al                   revuelto. Condimentamos nuestro revuelto con la sal y el pimentón que le dará color y más sabor. Los últimos minutos antes de servir el revuelto de rejo con patatas , suelo añadir  de nuevo las cayenas porque nos gusta mucho ese toque picante que le da, tapamos nuestro revuelto y dejamos reposar un par de minutos para que se concentren olores y sabores.

 

rejo picantón con patatas  (1)

GD Star Rating
loading...
Coca de mollitas alicantina
Share Button

Hola de nuevo a tod@s!! hoy me gustaría compartir una receta de una coca que me trae muchos recuerdos de mi infancia, y de mi ciudad Alicante. Sé que en otras zonas de la provincia también la conocen y la venden en muchísimas panaderías;  pero por ejemplo aquí en Valencia donde vivo ahora no la conocían. Esta coca es muy particular no por su elaboración sino porque suele gustar mucho o nada. Las hay con diferentes masas como la de pan o la hojaldrada o bien esta más finita y crujiente que os pongo yo aquí, yo prefiero ésta ultima o la de hojaldre puesto que con la mollitas la de pan «haces mas bola» jejeje. Y desde hace tiempo también las venden con chocolate. La sorpresa de esta coca de mollitas es que es salada, si habéis oído bien , pero aún así combinada con chocolate resulta exquisita.  Si se elabora con algún día de antelación, basta con meterla en un recipiente hermético y estará lista para la merienda o almuerzo estupendo. Animaos a hacerla y me contáis.

Los ingredientes como veis son muy sencillos, y las medidas pues si buscáis esta receta son muy dispares y nos indican las cantidades con vasitos o medidas similares por eso os muestro el vaso que yo usé (uno de danone de cristal), encontrad vuestra medida y usad siempre esa misma taza o vasito:

P1020765

Ingrdientes

Ingrdientes

Para la Base

  • Dos vasos (de los de agua) de harina hasta arriba
  • Medio vasito (ese de yogur de cristal) de vino blanco  (yo lo pesé y son unos 90-95 grs de vino)
  • Un vaso entero de aceite de girasol (de nuevo el del yogur)
  • Un sobre completo de gaseosa (sobre blanco y azul)
  • Un pellizco de sal

Mezclamos todos esos ingredientes bien en un bol, comenzamos haciendo un volcán con la harina y en el centro añadimos los líquidos y mezclamos, sin olvidarnos del pellizco de sal  y cuando tengamos una masa con los ingredientes bien incorporados, la extendemos sobre la bandeja de horno sobre un lámina de papel vegetal. Yo esta masa desde que me enseñaron la extiendo con los dedos pues va cubriendo muy bien y le da una textura final muy finita y crujiente que me encanta pero si lo deseáis se puede usar un rodillo. Ya tenemos nuestra coca lista, ahora mientras precalentamos el horno a 180º  calor arriba y abajo, haremos nuestras mollitas.

Para las mollitas

  • 175 grs de harina
  • 50grs de aceite de girasol
  • un pellizco de sal

La técnica para hacer las mollitas es usar nuestras manos echando el aceite poco a poco mientras vamos haciendo bolitas con los dedos, veréis lo fácil que se juntan no penséis que  hay que detenerse en hacerlas una a una. El tamaño de nuestras mollitas será al gusto, y si se quieren mollitas más pequeñas debemos añadir más harina poco a poco, por el contrario a más acetite más tienden a agruparse.

Y el último paso será cortar a cuadrados nuestra coca en crudo, pues tras su cocción es mucho más fácil que se nos rompa. Y horneamos a 170º duante 15-20 minutos, hasta que veamos doraditas las mollas y la base cocida, pero es una receta que se hace muy rápido. Y este será el resultado de la coca de mollitas.

coca de mollitas

En esta que veis las cantidades usadas fueron la mitad pues como veis es un molde más pequeño y redondo.

Las cantidades de la receta están pensadas para la bandeja de horno convencional. Y antes de que me olvide el chocolate los panaderos lo ponen de diferentes formas, algunos lo vierten sobre la masa en crudo y encima las mollitas, pero si os gusta que predomine más el sabor original de esta coca podeis ponerlo al sacarla del horno en forma de gotas como yo en cada trozo u otro sistema que me gusta mucho es poner como hilos entre cruzados con chocolate fundido (por ejemplo con la ayuda de una cuchara) que se endurecerá a medida que se enfríe nuestra coca.

Coca de mollitas con chocolate

 

Coca de mollitas con chocolate1

merienda de coca de mollitas

 

GD Star Rating
loading...
Receta Rápida para hacer pan en casa – «Pan Milagro»
Share Button

Tras un tiempo prometiéndola  aquí está la receta de ese pan que ido enseñando  a hacer a mis amigas y alguna ya se ha arrancado a hacerlo. Tras hacerlo ya muchas veces os indico que lo milagroso de este pan son los tiempos y es por el sistema de cocción en la bolsa de hornear que no necesita tiempo de espera tras su amasado para ser horneado, probadlo os sorprenderá y aunque yo aquí os pongo una variante semi-integral, las combinaciones son muchas.

Ingredientes pan

Tomad nota, los ingredientes que necesitaremos son

  • 200gr de harina de fuerza
  • 110 gr se harina integral de trigo
  • 15-20gr de aceite (oliva preferiblemente) en equivalencias seria una cucharada sopera
  • 15gr de levadura fresca de panadero (del cubito yo quito un grosor de dedo meñique para quien no tuviera peso)
  • Un pellizco de sal
  • 175cc de agua tibia
  • Una bolsa para asar en el horno

Como veréis por las fotos se puede hacer con forma de hogaza o barra, y si queremos añadir se puede incluir en el amasado toda clase de semillas (lino, pipas, sésamo,..) o bien por encima. Yo he hecho ya uno de ajo y perejil muy rico y también uno con orégano y pimentón que les encantó. La textura de la corteza es firme pero crujiente y la miga aunque mas compacta que las barras convencionales esta muy esponjosa.

Cómo se hace

Primero debemos calentar el agua hasta que esté tibia, este paso aunque sencillo es muy importante ya que si está muy caliente podemos matar la levadura (tengo pendiente la compra de un termómetro para guiaros mejor, pero yo lo hago comprobándolo con el dedo bien limpio que no queme; si nos hemos pasado basta con dejarla enfriar unos segundos). En esta agua deshacemos los 15ml de aceite y la levadura desmigada batiendo con una cuchara hasta que esté bien disuelta. En el bol donde vayamos a mezclar este líquido las harinas ya mezcladas entre sí, vertemos el líquido mientras con ayuda de una espátula comenzamos a remover cuando la tengamos  medio ligada (tras un par de vueltas) echamos la sal (porque si la echamos en mezcla del agua podemos también perjudicar a la levadura) y continuamos amasando durante 5 minutos, hasta obtener una masa homogénea y más o menos lisa (que no os preocupe si la veis pequeña al principio). El momento de añadir al interior de la masa alguna semilla o fruto seco seria al comienzo del amasado para que queden bien incorporadas.

Podemos amasar a mano pero si disponemos de algún aparato tipo amasadora que nos facilite este paso os resultará más sencillo. Yo lo he hecho a mano y en otra ocasión con las varillas amasadores de una batidora (ojo no las de batir) aunque la forma final bien en forma de bolita para una hogaza o en forma de barra será a mano.

Ahora le hacemos a la masa unos cortes superficiales con la forma que nos guste, un tamos nuestros dedos con un poco de aceite y frotamos la superficie y si deseamos darle ese toque más rustico espolvoreamos con nuestros dedos un poco de harina por encima.

Introducimos en la bolsa de hornear que estará en una superficie plana nuestro pan en el centro más o menos para que tenga espacio de crecer y lo más importante, cerramos con la brida que trae la bolsa lo mas en el extremo posible y CON EL HORNO FRÍO lo introducimos a media altura durante 30 minutos a 200 ºC.

Y aquí los tenéis:

pan barra de ajo y perejil pan barra de ajo y perejil 2 primer panhogaza

RECUERDA:

  • No debes precalentar el horno antes.
  • De los 310 gr. totales de harina la mitad de ellos siempre han de ser de harina de fuerza.
  • Como no todas las harinas y hornos son iguales, conviene que las primeras veces que los hagas vigiles los últimos tiempos de cocción (si puede ser sin abrir el horno), yo en alguna ocasión le he tenido que poner un poco más de tiempo de calor por abajo solo.
  • Y ya os aviso a mi unos se me quedó la corteza menos crujiente porque no rompí la bolsa tras sacarlo del horno, os recomiendo la rompáis al menos para que el vapor de agua no se condense dentro por la diferencia de temperatura.
GD Star Rating
loading...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies